Morena quiere que los operadores de telefonía recolecten datos de los usuarios

La nueva reforma podría hacer que las personas sean explotadas por criminales

Lector de huellas dactilares en el Samsung Galaxy S5

Morena ha presentado una iniciativa que obligará a los operadores telefónicos como Telcel, AT&T y Movistar a recopilar datos biométricos de los usuarios con el fin de combatir el secuestro y la extorsión. De lo contrario, si los usuarios no entregan los datos, los operadores tendrán que cortar sus líneas, según la reforma que ya fue aprobada en la Cámara de Diputados.

La nueva reforma está en consonancia con la promesa del presidente Andrés Manuel López Obrador de lucha contra la delincuencia utilizando métodos de inteligencia. La iniciativa está programa para ser discutida en el actual periodo de sesiones en el Senado.

El plan consiste en que Telcel, AT&T y otros operadores se encargarían de recopilar los datos de los clientes, incluidas las huellas dactilares o la biometría ocular, para almacenarlos en un registro gestionado por el regulador de telecomunicaciones de México. Sin embargo, esto podría ser un arma de doble filo, ya que esto podría elevar el robo de teléfonos inteligentes, ya que los delincuentes buscarían eludir el registro robando smartphones y, por ende, pondría en riesgo la seguridad de los clientes si lo datos personales son mal utilizados.

Diferentes grupos de derechos mencionan que la nueva reforma podría hacer que las personas sean explotadas por criminales y potencialmente sean condenadas erróneamente por delitos. Dado que Morena tiene un fuerte apoyo en el Congreso al ser la mayoría de este partido, el proyecto tiene muchas posibilidades de ser aprobado.