OPPO trabaja en su primer chip personalizado que vería la luz en 2023

La nueva pieza de silicio de OPPO estará listo en 2023

OPPO es una marca china de smartphones, tablets y auriculares inalámbricos, que próximamente podría tener su propia solución para no depender enteramente de Qualcomm y MediaTek. Se dice que la empresa ya se encuentra desarrollando su propio chip personalizado que será exclusivo para sus teléfonos de gama alta.

De acuerdo con un informe publicado por el medio IT Home, la filial de circuitos integrados de OPPO, Shanghai Zheku, está trabajando en un procesador de aplicaciones, el cual estaría listo tan pronto como el próximo año, y el cual, se espera, entre en producción en masa en el mismo 2023.

El chipset de la marca china estará fabricado en un proceso de 6 nm de TSMC, pero además trabaja en un chip módem que estaría listo para 2024, el cual se construirá sobre el proceso de 4 nm de TSMC.

El informe no revela mucho sobre el chipset, por lo que por ahora no está claro qué smartphone será el primero en integrarlo. Además, este sería un movimiento de la empresa para reducir su dependencia de dos gigantes como Qualcomm o MediaTek en el sector de los microprocesadores para móviles.

OPPO no desconoce este segmento, pues ya ha creado su propio chip personalizado llamado MariSilicon X, el cual es un procesador de imagen dedicado que combina una unidad de procesamiento neuronal, ISP y arquitectura de memoria de varios niveles en un solo paquete para mejorar el rendimiento de la cámara de sus smartphones.