Samsung presenta la Galaxy Tab Active4 Pro, una tableta resistente a los golpes y al agua

Tiene certificación militar MIL-STD-810H

La nueva tableta rugged o todoterreno de Samsung finalmente se ha presentado oficialmente, llega bajo el nombre de Galaxy Tab Active4 Pro, y lo hace con un diseño robusto, resistente y características interesantes.

El dispositivo viene con una pantalla LCD TFT de 10.1 pulgadas con resolución de 1920 x 1200 píxeles protegida con cristal Corning Gorilla Glass 5. Su hardware está potenciado por el Qualcomm Snapdragon 778G, una pieza de silicio de ocho núcleos creada en un proceso de fabricación de 6 nanómetros, mismo que trabaja en conjunto con 4 GB de RAM y 64GB de almacenamiento.

Sin embargo, la compañía coreana lanzó una versión con almacenamiento y RAM adicional, por lo que en el catálogo habrá una edición de 6 GB de RAM con 128 GB de almacenamiento interno, ampliable por medio de tarjetas microSD.

La batería de esta tableta es una de sus mayores fortalezas, ya que es de 7600 mAh que promete ofrecer buena autonomía, pero también se puede utilizar sin batería, es decir, la Active4 Pro se puede conectar a la red eléctrica, incluso en ambientes de alta temperatura. Incluye un lápiz óptico S Pen, soporte para GPS, conectividad 5G, LTE, Wi-Fi 6, Bluetooth 5.2, NFC, dual SIM y un sensor de huellas dactilares integrado en la tecla de inicio.

Al ser un dispositivo rugged es evidente que cuenta con certificación IP68 para protección contra el polvo, la suciedad y la arena, y resistente al agua, por lo que es sumergible hasta 1.5 metros de profundidad durante un máximo de 30 minutos.

De igual manera tiene certificación militar MIL-STD-810H para soporte de la altitud, la humedad, la inmersión, el rocío de sal, el polvo, la vibración y las caídas desde 1 metro de altura. Como sistema operativo ejecuta One UI basado en Android 12.

La nueva Galaxy Tab Active4 Pro estará disponible en algunos países de Europa en septiembre, pero en los próximos meses esta tableta Android resistente llegará a Asia, Medio Oriente, Estados Unidos y, por supuesto, también a México.