5G es 90% más eficiente en consumo de energía: Nokia

Los operadores móviles pueden compensar el consumo de energía en los despliegues de 5G

Un nuevo estudio de Nokia y Telefónica determinó que las redes 5G son hasta un 90% más eficientes en el consumo de energía por unidad de tráfico que las redes 4G-LTE. La investigación, con duración de tres meses, se focalizó en el consumo de energía de la Red de Radio Acceso (RAN) en la red de Telefónica.

El despliegue de las redes 5G está diseñado para aumentar drásticamente el tráfico, por lo que resulta crítico que el gasto de energía no aumente al mismo ritmo. Los hallazgos destacan el compromiso de ambas empresas en su lucha contra el cambio climático.

A través de exhaustivas pruebas fueron examinados 11 escenarios distintos de carga de tráfico predefinidos que midieron el gasto de energía por Mbps en función de la distribución de dicha carga. Los resultados destacaron que la tecnología 5G RAN es significativamente más eficiente que las tecnologías anteriores en lo que se refiere al consumo de energía comparado con capacidad de tráfico de datos, gracias a diversas características de hardware y software que ayudan a ahorrar energía.

El estudio, que utilizó el portafolio AirScale de Nokia, incluyendo las estaciones base AirScale y las soluciones AirScale Massive MIMO Active Antenna, combinó lecturas reales de consumo energético del sitio de la estación base en distintos escenarios de carga de tráfico, que van del 0% al 100%, así como monitoreo remoto del consumo de energía real a través de los sistemas de gestión de la red.

El 5G es una tecnología más ecológica con más bits de datos por kilowatt de energía que cualquier otra generación de tecnología inalámbrica previa. Sin embargo, las redes 5G requieren de más acciones para mejorar la eficiencia energética y minimizar las emisiones de CO2 que se presentarán con el tráfico de datos que crecerá exponencialmente.

Hay varias características de ahorro de energía en la radio base y en los niveles de red, tales como el ahorro de energía en 5G, despliegue de small cells, y una nueva arquitectura y protocolos 5G que se pueden combinar para mejorar significativamente el consumo de las redes inalámbricas.

Ambas compañías están alineadas en el objetivo de limitar el calentamiento global a 1.5 grados Celsius. En 2019, Nokia entregó productos de cero emisiones a más de 150 clientes en todo el mundo y sigue comprometida en reducir las emisiones de sus operaciones hasta un 41% en 2030. En promedio, se utilizó 46% menos energía en los sitios de las radio bases de los clientes que Nokia modernizó en 2019, a comparación de aquellos donde sus clientes no se actualizaron.

Nokia y Telefónica también están desarrollando una infraestructura de red de energía inteligente, así como funciones de ahorro de energía basadas en el aprendizaje automático y la inteligencia artificial. Las dos compañías también están colaborando para construir redes ecológicas 5G.