Departamento de Justicia de Estados Unidos demanda a Google

Lo acusa de competencia desleal en dominio de búsquedas en línea y de publicidad 

Finalmente los rumores fueron ciertos. El gobierno de Estados Unidos, por medio del Departamento de justicia ha demandado a Google, por competencia desleal, por ser el dominante en el segmento de búsquedas y publicidad.

Se espera que a futuro se puedan agregar otros cargos, pero por ahora solo son esos dos. La demanda es apoyada inicialmente por otros 11 estados, que acusan a Google que se ha convertido en un monopolio en el departamento de búsqueda y en la búsqueda con publicidad, para lo cual se hacen acuerdos excluyentes, con un solo beneficiario.

Recordemos que varias empresas, como Apple, con tal de que su buscador sea el predeterminado, paga millones de dólares y eso sin contar que es necesario tener a fuerza sus apps sin poder borrarla en muchos equipos android.

El gobierno indica que Google realiza prácticas anticompetiiticas y ilegales de acuerdo con los principios de competencia desleal.

El departamento afirmó que si Estados Unidos decide renunciar ahora a una demanda antimonopolio se podría perder la próxima gran ola de innovación tecnológica, ya que evita que otras empresas presenten modelos innovadores de negocios, por lo que es necesario detenerlo para propiciar de nuevo la sana competencia.

Como es de esperar, Google no está de acuerdo con esta demanda, ya que considera que no ayuda a los consumidores, ya que la gente es quien decide usar sus productos, no son forzados o porque no encuentran alternativas (o porque no son tan buenas o no conocen otras o les da flojera).

Se defiende indicando que Yahoo, Bing pagan por aparecer en Safari y hasta Microsoft Edge en equipos con Windows.

El gobierno se ha reunido con Google para aconsejarle los pasos a seguir para resolver las conductas anticompetitivas, pero sin dar detalles de la misma.

Con información de  Google y Scrip