El director del FBI cuestiona las políticas de iOS y Android sobre encriptar datos

La privacidad ha sido un tema muy delicado en los últimos años, solo falta recordar lo ocurrido con Edward Snowden al poner en evidencia los programas de vigilancia de la NSA y que incluso varias compañías de tecnología participan en dichos programas al dar información de sus usuarios al gobierno. Algunas empresas al parecer han reaccionado a lo que muchos consideraron una violación de su privacidad y tomándolo como un tema de seguridad Apple y Google han anunciado que tanto iOS y Android L contaran con encriptación predeterminada para los usuarios, decisión que no resultó del agrado de James Comeydirector del FBI.

El director del FBI, James Comer, cuestiona las políticas de Apple y Google en cuanto a la encriptacion de datos.

El director del FBI, James Comey, cuestiona las políticas de Apple y Google en cuanto a la encriptación de datos.

No es para menos la preocupación del director del FBI, ya que se trata de una encriptación tan segura que ni Apple o Google podrán generar la información real para poder proporcionarla al gobierno. Si bien esto resulta del agrado de la mayoría de las personas, también es importante considerar antes de hacer juicios las palabras de James Comey:

“Yo soy un gran creyente del Estado de Derecho, pero también soy un creyente de que nadie en este país está más allá de la ley”

“Lo que me preocupa de esto es que las empresas comercializan algo expresamente para permitir que la gente se coloque encima de la ley”

“La idea de que alguien pudiera comercializar un armario que nunca se pueda abrir, incluso si se trata de un caso que involucra a un secuestrador de niños y con una orden judicial, para mí no tiene ningún sentido”

En su conferencia de prensa el director también resalto algunos logros obtenidos al poder tener acceso a la información de los usuarios por medio de una orden judicial, sin embargo esta noticia solo ha resaltado los debates de lo que está bien y no en cuanto a la privacidad, frases como: “si no haces nada malo no tienes nada que ocultar” o “nadie tiene el derecho de violar tu privacidad” se han mencionado más de una ocasión y nos siguen llevando en círculos en una serie de decisiones que parecen no tener fin.

Por el momento ni Apple o Google han contestado a las preocupaciones de James Comey, se debe recalcar que ninguna ley (hasta ahora) les prohíbe poner en práctica sus nuevas políticas de privacidad y se debe esperar para saber si la reacción del gobierno pasara de una conferencia de prensa a una serie de acciones que eviten la comercialización de armarios imposibles de abrir.

Vía International Business Times