Windows 8: Revolución o sólo una “Cara Bonita”?

Tras años de espera por un Windows optimizado totalmente para pantallas táctiles como el caso de las Tablets, Microsoft finalmente ha mostrado al público lo que próximamente se convertirá en Windows 8. La nueva interfaz que Microsoft ha mostrado al mundo es un cambio radical y muy alejado de todo lo que anteriormente habíamos visto en Windows XP, Vista y W7 y es algo más cercano o similar al esquema de ordenación que vemos en smartphones Windows Phone 7, con la controversial interfaz Metro UI.

En el video que verán a continuación y que Maggy nos contaba ayer, contiene la pista crucial de que Windows 8 mantendrá ciertos aspectos clásicos de su interfaz que hasta ahora todos conocemos y produce ciertas sospechas de que la interfaz de los recuadros simplemente es una “cara bonita”, ya que por ahora no hay demasiados detalles proporcionados por Microsoft de hasta qué punto podremos gozar de las ventajas de una interfaz optimizada para el tácto y hasta qué punto necesitaremos recurrir al clásico mouse y teclado moviendo archivos de aqui y alla…

El video es casi netamente un simple “render” (video bajo post-edición), y no es lo que podríamos llamar un DEMO funcional en alguna clase de dispositivo, laptop o tablet que pudiésemos contemplar. Aún así, el video deja entrever justo lo suficiente para dejarnos con ganas de saber más sobre Windows 8 y nos permite apreciar cuál es la filosofia de diseño que ahora recorre los pasillos en Redmond.

Claramente, aún sin ver el video, podemos apreciar el enorme enfoque táctil de la nueva interfaz de Windows 8 y es que, actualmente para utilizar una Tablet con Windows 7 se requiere de una gran cantidad de modificaciones para que nunca tengamos que pensar en un mouse o en el stylus clásico que usualmente incorporan las Tablets con Windows.

Dado que el mercado de Tablets ha quedado claramente asentado sobre los conceptos multitáctiles de Apple y Google, la forma en la que Microsoft planea volver al campo de batalla podría ser algo espectacular y sobre todo, utilizando sus fuertez lazos comerciales con los fabricantes de equipos de cómputo a nivel mundial, podría llevar la tecnología de las Tablets a un nuevo nivel de masificación.

Por ahora, en lo que Apple nos muestra su iOS 5 y Google nos deleite con Android 3.2 Ice Cream Sandwich, Microsoft gozará de tener la delantera en innovaciones y manejo de interfaz gráfica con Windows 8. Al menos perceptualmente. Y es que algunos de los cambios críticos que vemos en el video como la posibilidad de ajustar dos aplicaciones en pantalla y que las mismas se auto-ajusten dependiendo de una modalidad estilo Widget-Web App es algo bastante único que no encontramos nativamente en ningún otro Sistema Operativo… de Escritorio o de Móviles / Tablet. Otra cuestión en donde Microsoft aventaja por ahora es en el manejo de las distintas ventanas y aplicaciones abiertas, las cuales podremos intercambiar en nuestra pantalla tan solo con un movimiento del dedo desde la parte izquierda a la derecha, como hojeando un libro.

En su momento, las pequeñas cuestiones y detalles de la interfaz de iOS fueron menospreciadas frente a capacidades más reconocidas como de Sistema Operativo.. como la propia capacidad de multitarea y lo más curioso es que unos años después, son precisamente los menores detalles en el manejo de iOS lo que ha encantando y encandilado a más del 80% de compradores de Tablets, algo que ahora Microsoft podría cambiar drásticamente con Windows 8. Me atrevo a decir que de tener éxito, la situación radicará más en su compatibilidad que en su interfaz, ya que Microsoft ha asegurado que su nuevo Windows 8 será compatible con procesadores ARM, Nvidia, Texas Instrument y Qualcomm, lo que eventualmente dará una increíble libertad a los fabricantes para ocupar Windows 8 en cualquier clase de hardware.

Quizás el mayor reto que Microsoft enfrenta es el de otorgar de capacidad Universal a su Sistema Operativo, esto es, que Windows 8 pueda funcionar igual de bien en máquinas “antiguas” (de hace 3 o más años) tanto como en máquinas modernas con capacidades mayores en su hardware. Considero que si Microsoft logra resolver esa cuestión y no caer en los riesgosos caminos de la fragmentación, la revolución táctil podría tener un tercer boom a nivel mundial.

Al igual que con Windows Phone 7, Microsoft vuelve al campo de batalla de una manera bastante espectacular y sus primeras demostraciones de poder revelan una compañía que parece estar reinventándose sobre el camino correcto.

Windows 8: Galería

Actualización: Otro Video